Posibles problemas con los alimentos

Hay unos cuantos elementos que pueden estropear una buena comida, desde la contaminación bacteriana, la contaminación con un compuesto químico venenoso, las propias toxinas que algunos alimentos producen, hasta un trozo de cristal que pueda causar un desgarro interno.

La mayoría de los problemas que los alimentos pueden causar se deben a contaminación externa. Pero algunos alimentos producen toxinas cuando no se guardan en condiciones adecuadas, como es el caso de las manchas verdes de las patatas, o se vuelven tóxicos porque han absorbido algún elemento venenoso, como es el caso del mercurio en el pescado graso. Hay problemas más obvios, como las setas venenosas, que son fáciles de confundir con las comestibles.

También veremos dentor de los problemas alimentarios a los alimentos que pueden causar alergias, aunque este no sea un riesgo para todo el mundo.