Ideas para hacer regalos comestibles

Un regalo gourmet es sin duda el que hará feliz a cualquier persona de gustos exquisitos en lo relativo a la comida y la bebida.

Una cesta de regalo llena de buenos productos es sin duda el regalo que hará feliz a cualquier persona de gustos exquisitos en lo relativo a la comida y a la bebida.

Las cestas de navidad llenas de turrones, mazapanes, peladillas, polvorones y algún cava forman parte de la tradición festiva, pero no hay que limitarse a las navidades, se pueden preparar cestas con regalos comestibles, y bebibles, para todas las ocasiones. Y si se hacen en casa, pueden resultar un regalo mucho más económico y atractivo que otros.

¿Qué se puede poner en una cesta de regalos comestibles? De todo. Pueden hacerse cestas temáticas en torno a una época del año, como son las navidades, el día de San Valentín o las vacaciones de verano llenas de productos de temporada. ¡Ah! Y no tiene por qué ser solamente una cesta.