Dátil

El dátil es el fruto de la palmera datilera.

Se comen desde los tiempos más remotos.

Los dátiles frescos son blandos y jugosos. Suelen venderse a granel.

Los dátiles semisecos son pegajosos. Suelen encontrarse en cajas.

Se cultivan en zonas subtropicales, como el Oriente Medio, algunas zonas del Mediterráneo y las Islas Canarias.

Los dátiles en la cocina

Los dátiles frescos se comen tal cual o rellenos de almendras. También se sirven como tapa rellenos de queso cremoso aromatizado.

Se puede hacer una ensalada con dátiles frescos, apio y mayonesa. Si los dátiles se mezclan con carne fiambre de cordero o de pollo se pueden servir como plato fuerte.

Los dátiles sin hueso, frescos o semisecos, envueltos en tocino ahumado y fritos son un aperitivo excelente. También se sirven así como guarnición para asados.

Los dátiles frescos, pelados y sin hueso, también se usan para decorar tartas y bizcochos.

dátiles