Tradiciones gastronómicas de Año Nuevo alrededor del mundo

En todo el mundo se celebra el comienzo de un nuevo año y hay todo tipo de comidas curiosas que se supone atraen la fortuna.

En casi todo el mundo se brinda al la medianoche para celebrar la llegada del Año Nuevo y los vinos espumosos, ya sea cava, champán o prosecco, son la opción preferida.

Europa

Las uvas de la suerte en España

Los españoles engullen doce uvas a la medianoche de Nochevieja, intentando comerse una uva por cada campanada que da el reloj. Después brindan con una copa de cava. Comer una uva con cada campanada, sin atragantarse, no es tan fácil como parece. Se dice que quienes logran culminar la hazaña con éxito tendrán un año de prosperidad. Y quizás no se deba tanto a que las uvas den suerte, y más a que son personas capaces de enfrentarse a tareas difíciles y triunfar en el empeño.

Cerdo en Italia

En Italia, las lentejas son el plato que se come tradicionalmente en la víspera de Año, frecuentemente con manitas de cerdo. Comer lentejas trae buena suerte y prosperidad, según el folclore italiano, mientras que la grasa del cerdo simboliza la abundancia. Así que disfrutar de esta comida debería atraer mayor prosperidad en el nuevo año que en el año que se fue.

El pan de San Basilio en Grecia

Los griegos comen un bollo en Año Nuevo, llamado pan de San Basilio o vasilopita, que tiene una moneda escondida. Se dice que traerá buena fortuna a quien tenga la suerte de encontrarla en el trozo que le han servido. En Grecia también es costumbre dar y recibir regalos el día de Año Nuevo. Según la tradición, quien recibe un regalo el primer día del nuevo año, tiene muchas más probabilidades de tener un año afortunado.

Cena en familia y vino espumoso en Suiza

Muchos suizos esperan la llegada del nuevo año cenando en familia para brindar juntos después. Cuando los adultos llenan sus copas de champán para brindar por el comienzo del nuevo año, los niños reciben una copa llena de Rimuss. Es una bebida con gas que no tiene alcohol y viene en una botella similar a las de champán.

Para atraer un año de abundancia y buena suerte, los suizos tiran bolas de nata montada o de helado al suelo el día de Año Nuevo. La crema simboliza la riqueza del año que empieza.

El pan en Irlanda

Una de las tradiciones irlandesas consiste en llamar al Año Nuevo golpeando las paredes y puertas de la casa con barras de pan. Se supone que este ritual libera al hogar de la mala suerte y atrae la buena. También, según algunos, garantiza que no faltará el pan en la casa durante el nuevo año. Y quien dice pan, dice dinero.

Los irlandeses ponen un sitio en la mesa la víspera de año nuevo para las personas que se fueron durante el año como una forma de recordarlas. También dejan la puerta abierta para que sus espíritus puedan entrar fácilmente.

El mazapán en Dinamarca

Los daneses se preparan para entrar en el nuevo año celebrando una comida especial en Nochevieja. La comida tradicional suele terminar con kransekage a medianoche. Kransekage es un postre hecho de anillos de mazapán apilados en forma de árbol de navidad, o torre cónica, que se sujetan con un glaseado dulce. Se supone que traerá un año lleno de salud y prosperidad.

Arroz con leche en Noruega

En Noruega la tradición es tomar arroz con leche como postre durante las celebraciones del Año Nuevo. Sólo que este arroz con leche tiene una almendra escondida en su interior. Se cree que la dulzura de este plato garantizará un año también dulce. Sin embargo, la persona realmente afortunada es quien encuentra la almendra en su postre, pues se cree que tendrá un año realmente fantásticamente próspero por delante.

Comer varias veces en Estonia

En un intento por garantizar una abundancia de alimentos y riquezas en el nuevo año en Estonia, la gente hace siete, nueve o incluso doce comidas la víspera de Año Nuevo. Estos se consideran números de la suerte. Se cree que quien sea capaz de consumir doce comidas, tendrá dará la fuerza y resistencia de una docena de personas durante el nuevo año. Afortunadamente, no es necesario terminar todo lo que haya en cada plato, ya que las reglas de etiqueta dictan que se debe dejar algo para los espíritus ancestrales.

Beberse un deseo en Rusia

Justo antes de la medianoche de la víspera de Año Nuevo, los rusos escriben sus deseos para el próximo año en una hoja de papel. Después queman este papel con una vela y mezclan la ceniza que queda en una copa de champán que luego beben. Para que el deseo se haga realidad, deben beberse todo el champán durante las 12 campanadas de la medianoche.

Además, los niños rusos reciben dulces y regalos a finales de año. Allá no es San Nicolás, sino el Abuelo del frío y su nieta, la doncella de la nieve, quienes traen regalos y dulces a los niños y lo hacen en esta fecha.

América

En Latinoamérica se considera que las lentejas traen buena suerte y prosperidad, así que muchas personas las sirven el día de Año Nuevo.

Recibe el año nuevo con uvas en Chile

Los chilenos también intentan comer una uva por cada campana que suena a medianoche y ponen un anillo de oro dentro de una copa de champán, o cava, y lo dejan allí mientras lo beben. Deben culminar la hazaña sin tragarse el anillo. Esperan que completar estos rituales les granjeará buena fortuna en el nuevo año.

Las patatas en Perú

El folclore peruano dice que puedes saber cuál será tu fortuna en el nuevo año con tres patatas. Se pone una patata pelada, otra parcialmente pelada y una tercera sin pelar en una silla, debajo de un cojín. La víspera de Año Nuevo, a la medianoche, se escoge una patata al azar. A quien le toque la patata pelada, será pobre durante el nuevo año. Quien obtiene la patata pelada a medias, no verá cambios en su fortuna. A quien consiga la patata sin pelar, le llegarán todo tipo de riquezas.

Uvas y mandarinas en Honduras

Los hondureños también comen las doce uvas, pero piden un deseo con cada uva. Otra cosa que hacen para tener suerte y dinero durante el año es comer una mandarina y guardar la cáscara en la cartera, o en el monedero.

Lentejas y limones en Venezuela

En Venezuela se colocan lentejas y limones cortados en cuartos en las casas. Las lentejas sirven para atraer la buena suerte y la prosperidad. Los limones absorben la mala energía.

Un asado en Argentina

La forma de despedirse del año que se va en Argentina es disfrutando de un buen asado.

Hoppin' John en el sur de los Estados Unidos

Hoppin´ John es un plato de alubias de careta con arroz que se sirve con las verduras de hoja verde típicas de la zona. Es tradicional comerlo el día de Año Nuevo y se supone que traerá fortuna a todos los que lo consuman. Las verduras tienen el color de los billetes y las alubias de careta simbolizan monedas. Aunque no se crea que pueda atraer riquezas, es una comida reconfortante y sustanciosa que merece la pena probar.