Vada

Descripción

He aquí un ejemplo de vada, un delicioso, y fácil de preparar, postre que nos ofrece la cocina de la India. Constitutye tembién un excelente tentempié, tando calientes como fríos. Son especialmente deliciosos cuando se sirven con un chutney que complemente su sabor.

Ingredientes

1 tz urad dal (lentejas secas sin piel, remojadas)
1 cdta asafétida
1⁄2 cdta cilantro (molido, o 1 cucharada de cilantro fresco, picado)
1 cdta sal
1⁄4 cdta bicarbonato
  aceite (para freir, abundante)

Instrucciones

  1.  Ponemos las lentejas remojadas en el vaso de la batidora, o robot de cocina, para triturarlas y hacer una pasta. Agregamos los condimentos, menos el bicarbonato de soda, y mezclamos bien.
  2. Transferimos la pasta a un bol ancho y batimos 1-2 minutos con un batidor de globo para incorporar aire y que se esponje.
  3. Ahora preparamos la sartén. Calentamos abundante aceite una una sartén profunda, o un wok, a 175°C.
  4. Mientras el aceite se calienta, es el momento de incorporar el bicarbonato y, una vez mezclado, hacemos rosquillas, buñuelos, o tortitas, con la masa.
  5. Una vez que el aceite está caliente, añadimos unas pocas piezas de masa a la sartén, dejano abundante espacio para que puedan flotar sin tocarse una vez que se ha empezado a dorar el exterior. Les damos la vuelta, cuidadosamente, para que no se rompan, cada 1-2 minutos, hasta que estén listas - las rosquillas se hunden primero y suben a medida que se cocinan; una pieza estará lista cuando lleve flotando de 20-30 segundos.
  6. Retiramos de la sartén cada vada, una vez que esté hecho, y lo dejamos reposar sobre papel de cocina para que se absorba el exceso de grasa mientras la masa frita se enfría.
Rendimiento
4 raciones
Tiempo de preparación
25
Tiempo de cocción
20
Tiempo total
45 minutos

Urad dal es una legumbre popular en la India. Se trata de lentejas que tienen la piel negra y el interior de color cremoso, o blanco. Suelen encontrarse secas, como casi todas las lentejas, con o sin piel. Las lentejas se cubren con agua y se dejan a remojo de 6 a 8 horas, o durante la noche, a temperatura ambiente, hasta que estén blandas. Para saber si están listas, se puede apretar una de ellas entre el pulgar y el índice. La piel de la lenteja deberá separarse fácilmente, dejando al descubierto el interior de color blanco y suave. Una vez remojadas, con o sin piel, se trituran hasta que se conviertan en una pasta mucilaginosa. Esta es la base para recetas como vada, dosas, y otras recetas del sur de la India.

Cocina de la India.