Una fiesta de primavera para niños

Ideas para celebrar una fiesta primaveral.

La primavera con sus flores, nidos y animales recién nacidos es un tiempo para maravillarnos y celebrar la vida. Es también un magnífico tema para una fiesta infantil. Especialmente si el invierno ha sido, largo, oscuro y frío.

Hay que asegurarse de incorporar alguno de los símbolos de la primavera, ya sea que celebre junto con la festividad cristiana de la Pascua, el motivo sea un  cumpleaños, o simplemente se desee celebrar el final del invierno.

Flores

¿Hay algo más emocionante que ver cómo aparecen las primeras flores de la primavera? Algunas de esas flores no sólo son hermosas, sino que también son deliciosas. Las violetas, los pensamientos y nasturtium son flores comestibles. Se pueden usar en ensaladas, como guarnición, o para decorar bizcochos y pasteles.

Y quien no desee comer flores reales, puede usar un cortapastas con forma de flor para hacer flores de galletas, o cortar bocadillos de pan de molde con forma de flores.

Huevos

Pintar y decorar huevos duros es una gran actividad para una fiesta primaveral. Además, es resultado es comestible y soluciona una parte de la merienda que se va a servir. Se puede utilizar  colorante alimentario de varios colores, o se pueden preparar tintes naturales en casa. También se puede aplicar la técnica del estarcido y utilizar flores y hojas como patrones.

Nidos de pájaro

Pueden presentarse huevos duros, pelados, sobre un nido de espagueti fino, tipo cabello de ángel, o fideos chinos cocidos.

También se pueden hacer nidos de pájaro dulces y usar peladillas o caramelos como huevos.

Ingredientes

65 g mantequilla de cacahuete
115 g pepitas de chocolate
50 g fideos chinos, cocidos
peladillas o cacahuetes cubiertos de yogur

Cómo se hacen los nidos

  1. Calentamos las pepitas de chocolate y  la mantequilla de cacahuete en un cazo a fuego lento hasta que el chocolate se derrita.  Añadimos los fideos chinos y removemos.
  2. Dejamos caer 1 cucharada de esta mezcla sobre papel encerado para formar el nido. Colocamos 2-3 caramelos en el nido como huevos.
  3. Dejamos que el nido se enfríe y se solidifique.

    Conejitos

    Lo mismo que se pueden cortar bocadillos en forma de flor, se pueden cortar en forma de conejo con un cortapastas de la forma adecuada.

    Se pueden hacer caras de conejo con un redondel de pan, dos láminas de zanahoria como orejas y unos bastoncitos finos como bigote. Los ojos podrían ser dos cebollitas de cóctel, una uva pasa por nariz y dos granos de maíz tierno como dientes.

    Media pera en almíbar puede utilizarse como el cuerpo de un conejo. Se le puede dar un rabito blanco de nata montada, requesón o yogur en la parte más ancha. En el lado más estrecho, los ojos serían pepitas de chocolate, la nariz una uva pasa. Se pueden utilizar láminas de almendra como orejas. O se pueden hacer orejas y bigotes de zanahoria. El conejo se puede presentar en una “pradera” de lechuga cortada en tiras finas. Otra opción es hacer orejas de papel  y sujetarlas con palillos.

    Otros alimentos para complementar

    Donde hay huevos, hay pollitos. Se puede hacer un pollito de forma parecida a la cara de un conejo. Un redondel de pan es la base, cebollitas de cóctel los ojos, y el pico puede ser una lámina de zanahoria cortada en forma de triángulo.

    A casi todos los niños les gusta la fruta. Se puede servir ensalada de fruta, brochetas de frutas variadas, o preparar bocadillos de fruta untando queso cremoso sobre bagels tostadas y a  poner rodajas de fruta encima. Peras y manzanas pueden convertirse en animalitos con un poco de imaginación.

    Las mariquitas también se pueden crear a partir de fruta. Media manzana roja, sin el corazón, puesta boca abajo y usar pepitas de chocolate como manchas. La cara se puede hacer con regaliz.Muchos niños disfrutan también de las verduras y hortalizas crudas mojadas  en una salsa espesa, y se le puede dar forma a esas verduras. Las barquitas de apio rellenas de mantequilla de cacahuete o de queso crema resultan una opción nutritiva y fácil de preparar. Servir  ensalada de pollo sobre rodajas de pepino también puede ser una merienda divertida y nutritiva.