Queso frito de Wisconsin

Descripción

El queso que se utiliza es un queso fresco, parecido al requesón, que cuaja en trozos relativamente grandes. Se fríe envuelto  en una masa de harina y leche. Se sirve tibio como aperitivo o primer plato. Puedes servirse salsas para mojar con el queso frito.

En Wisconsin abundan las recetas con queso y productos lácteos.

Ingredientes

250 ml leche
200 g harina (harina de trigo)
1⁄2 cdta sal
2 huevos (medianos, batidos ligeramente)
500 g queso (queso fresco en grumos grandes, Cheddar o Colby)
  condimentos (al gusto, sal y pimienta negra molida)
  aceite (para freír, suele utilizarse aceite de maíz)

Instrucciones

  1. Mezclamos la leche, con la harina, la sal y la levadura en polvo, si se usa, para hacer una masa medio líquida.
  2. Calentamos abundante aceite en una sartén honda o en la freidora.
  3. Cuando el aceite esté bien caliente, vamos bañando los trozos de queso en la masa, escurriéndolos ligeramente, y las vamos echando en la sartén, sin poner demasiados cada vez.
  4. Freímos los trozos de queso durante 2-3 minutos, o hasta que estén dorados. Los sacamos del aceite cuando estén listos y los dejamos reposar sobre papel de cocina un par de minutos para eliminar el exceso de grasa.
  5. Seguimos friendo trozos de queso bañados en masa hasta terminar con el queso o con la masa.
  6. Probamos la sazón y añadimos sal y pimienta molida si fuera necesario.
Rendimiento
4 raciones
Tiempo de preparación
20
Tiempo de cocción
4
Tiempo total
24 minutos